domingo, 15 de abril de 2012

Adiós.

Ya no es un 'hasta pronto' como todos los anteriores. 
Ya no tengo fuerzas para seguir luchando por ti. Ya no. 
Luché demasiado. Fui detrás de ti cada una de las veces.
Pero se acabó. Me cansé. Tu lo has decidido. Olvidarme.
Espero que no sea solo un intento, y que lo consigas.
Yo prefiero callar. Esta vez sí. 
No decirte nada. Y hacer mi vida. Luchar POR MI. Me lo merezco.